Tortilla de patatas y pimientos rellenos de carne picada

0
Vie, 17 Mar 2017

Tortilla de patatas.

¿Con qué?

Seis patatas medianas, una cebolla grande, cuatro huevos, un diente de ajo, aceite de oliva y sal.

¿Cómo?

Cada español tiene su receta de la tortilla de patatas, hasta en la forma de cortar las patatas se difiere. Esta es una forma sencilla pero eficaz, tortilla de patatas con cebolla. Se pelan las patatas y se cortan en rodajas finas y pequeñas y se fríen en bastante aceite con el fuego bajo, de forma que se vayan cociendo lentamente, se puede añadir un diente de ajo que se quita cuando empieza a dorarse. Cortamos la cebolla muy fina, la echamos y dejamos que sigua friendo hasta que todo, patatas y cebolla, estén muy tiernas. Se baten los huevos en un recipiente hondo, escurrimos bien las patatas y las mezclamos con el huevo batido, revolvemos y salamos. Retiramos el aceite de la sartén dejando sólo unas gotas y con fuego vivo, echamos el huevo y las patatas, bajamos el fuego a los dos minutos y dejamos que se haga lentamente, cuidando, con una espumadera, de redondear bien y que no se pegue en los lados, para lo que moveremos la sartén en círculo. Le damos la vuelta con un plato lo suficientemente grande y hacemos la misma operación por el otro lado. Podemos apagar el fuego y dejar reposar un poco en la sartén y servimos.

Pimientos rellenos con carne picada.

¿Con qué?

Dos latas de pimientos del piquillo o un pimiento morrón grande, doscientos gramos de carne de ternera picada, un diente de ajo, una cebolleta, salsa de tomate densa, sal, aceite de oliva y piñones. Para la bechamel: harina, leche, mantequilla, aceite y sal.

¿Cómo?

La carne picada es bueno que sea de ternera blanca, la falda es más barata y es muy jugosa, que la piquen dos veces en la carnicería. En una sartén vertemos un poco de aceite y pochamos la cebolleta muy picada, bajamos el fuego, añadimos el ajo quebrado y lo retiramos al cambiar de color, rehogamos la carne picada, añadimos la salsa de tomate y dejamos que reduzca. Echamos los piñones y llenamos los pimientos del piquillo que hemos sacado de las latas o botes, con cuidado de no romperlos y los colocamos en una fuente de horno. Si lo que rellenamos es un pimiento morrón grande no es necesario hacer la bechamel, lo metemos en el horno con una poco de aceite y media copa de vino blanco. Preparamos la bechamel con mantequilla en una sartén y unas gotas de aceite de oliva, una cucharada de harina que revolvemos cuidando que no se hagan grumos, retiramos la sartén del fuego y vertemos la leche, salamos, ponemos en fuego medio y removemos hasta que se hace una salsa pastosa y uniforme. La añadimos a los pimientos de piquillo en la fuente de horno e introducimos a 170º C durante 20 minutos. Servimos cuatro pimientos por persona con bechamel o una rodaja de pimiento morrón con carne..

Milhojas de kiwi y pera cardenal, pelar el kiwi y la pera y cortar en rodajas intercalándolas. Se puede añadir un poco de mermelada de grosella y dejar reposar mientras se come.